Bienvenidos al nuevo Sitio Web de Ensayo y Error!
Home Deportes Nacional Hándbol Nacional



Hándbol Nacional PDF Imprimir E-mail
Escrito por Gabriel Grünewald y Cristian Sanhueza   
Martes, 08 de Abril de 2014 00:00
Indice del artículo
Hándbol Nacional
Entrevista
Nota Complementaria 1
Nota Complementaria 2
Todas las páginas

 Hándbol Nacional. La actividad que está tomando trascendencia e importancia gracias a la albiceleste. El balonmano en Argentina está encaminado a volverse cada vez más grande. Se repasarán las victoria y títulos conseguidos por la selección además de la llegada del este deporte a nuestro país. Se verán los distintos puntos de vista de jugadores, técnicos y referentes. 

Parecía interminable cuando solo quedaba un minuto para tocar el cielo con las manos. Cuando Henrique Teixeira convertía para el seleccionado de Brasil, quedando a tan solo dos goles de la Argentina. Ya en los últimos 30 segundos Eduardo Gallardo pidió minuto para calmar a sus jugadores que estaban eufóricos sabiendo lo que se venía. Sebastián Simonet recibe una falta, la cual reponen de inmediato y Federico Pizarro después de una serie de pases mete el gol más importante de su carrera ya que argentina se alejaba por tres goles y terminaba el encuentro, el cual le daba a la Argentina la medalla de oro y clasificación a los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Pero no fue el primer paso de la historia Argentina, ya que todo comenzó en 1920 con la creación de la Escuela de Hándbol, pero el deporte tiene un origen anterior.

Origen del hándbol
En la Antigua Grecia ya se realizaba un deporte parecido al hándbol, data de los años 600 a.C. El juego se denominaba Urania, y consistía en lanzar una pelota, del tamaño de una de tenis, lanzarla hacia el aire y tomarla sin que los pies toquen el suelo. Los romanos también tenían su propio juego, realizado en los años 150 a.C. denominado Harpaston, del cual se sabe que se jugaba pasando la pelota con las manos. De todas formas estos dos juegos  no tenían ninguna regla ni estructura.

Existen varias versiones de la creación del hándbol. A fines del siglo XIX
  un profesor de gimnasia crea un juego denominado Ceska-Hatzena en Checoslovaquia. Luego se crea a principios del siglo XX el Raffballspied. En la Primera Guerra Mundial se desarrolló otra actividad llamada toor-ball practicado por mujeres. Todos esos juegos tenían la base que hoy tiene el hándbol, y en 1915 Max Heiser, considerado el padre del balonmano,  ya que es el iniciador oficial de este juego. A pesar de las tantas versiones lo que si se sabe es que se inició en el centro y norte de Europa.

El deporte se comenzó a popularizar y se desarrolló el Reglamento Internacional del Balonmano, En 1928 se desarrolló se fundó
la Federación Internacional Amateurs de Balonmano (FIAB) que luego se pasó llamar Federación Internacional de Balonmano. Los primeros encuentros se jugaron en cancha de fútbol,  con once jugadores por equipos; a medida que se empezó a  popularizar este deporte se comenzó a jugar en salones con siete jugadores, debido al frio y para que el hándbol sea más rápido y vistoso; esto hizo que el resto de los países europeos lo comiencen a practicar.

En 1954
la IHF organiza el primer Campeonato Mundial Masculino en Suecia, y el local se consagró campeón; tres años después Checoslovaquia ganó el primer Mundial Femenino. En 1965 el Comité Olímpico aprobó este deporte para que se juegue en los salones con modalidad de siete jugadores con el nombre de Balonmano. Su primera participación fue en 1972 para los hombres y 1976 para las mujeres.

Primeros pasos en Argentina
Gracias a la formación de la Escuela de Hándbol, en 1920, Argentina comenzó a marcar sus primeros pasos en este deporte. Un año más tarde, el 15 de octubre, surgió la Federación Argentina de Balón (FAB), que luego se pasará a llamar Federación Argentina de Hándbol Balón (FAHB), años más tarde quedará de forma definitiva a denominarse Confederación Argentina de Hándbol.  Su sede está ubicada en la capital de Buenos Aires, barrio de Boedo 519. 

La CAH
ordena y dirige la actividad nacional e internacional del hándbol argentino, ordena el calendario deportivo de la actividad y nuclea a todas las entidades provinciales de la disciplina en el territorio del país. En los primeros años de la llegada del hándbol al país, comenzó a popularizarse y tomar gran dimensión, siendo hoy uno de los deportes más practicados por niños y adolecentes en las escuelas.

En 1929 la selección argentina consigue su primera victoria internacional frente a Uruguay por
9 a 6 en la modalidad de 11 jugadores por equipo. En 1953, juega sus primeros encuentros en el viejo continente, y diez años después el equipo SEDALO se convierte en el primer club argentino en ir a Europa.

El año 1970 fue muy importante para el país, ya que se realizó en primer torneo argentino y  la primera convocatoria para una selección juvenil-Junior; además se crea en primer Congreso Nacional y el país tener por primera vez un representante en la IHF. Dos años después Argentina participa en su primer torneo IHF, en el preolímpico para Múnich 1972; y es designada sede de la eliminatoria americana para el mundial de Alemania Democrática 1974, también se crea la Comisión Metropolitana de Hándbol y
se disputa el primer certamen oficial femenino.

La Federación Metropolitana
de Baloncesto (FeMeBa) creada en 1975 remplaza a la CAH en cuanto a la organización de los torneos en Buenos Aires, que desde ese instante pasaron a llamarse Metropolitanos. Argentina consiguió su primera medalla tras obtener el tercer puesto en los Juegos Panamericanos de Mar del Plata 1995; al año siguiente consigue su primera clasificación a un mundial disputado en Japón y tres años después lo hace la selección femenina.

Del 2000 en adelante fueron años de gran alcance y proyección de la selección, tanto masculina como femenina, además las selección junior. Consiguió resultados muy positivos en Campeonatos Americano, Juegos Panamericanos, y en el 2012 hizo historia consiguiendo su primera participación a los Juegos Olímpicos.

Comienzos en Córdoba
El hándbol se inicio en Córdoba, como en muchos otros lugares de Argentina, desde las escuelas, por medio de profesores de educación física. Ellos estudiaban en los institutos, especialmente en el Nacional de Educación Física de Buenos Aires, y allí aprendieron este deporte. En Córdoba comenzaron a darse cursos en el Instituto Privado de Educación Física (IPEF), en los años 1960, con Profesores venidos de Buenos Aires y de Alemania, preferentemente por influencia del hándbol alemán, danés y sueco; luego los profesores de escuelas primarias y secundarias, de esta provincia, lo incluían en sus enseñanzas. 

En cuanto a la organización del hándbol a nivel clubes y federación, se originó en el año 1970. En 1972 se crea
la Federación Cordobesa de Hándbol, este año cumple 40 años. El promotor de la idea es el Prof. Juan Carlos Cortinovis, quien daba la cátedra en el Instituto Privado de Educación Física”. Dijo Hugo Pecile, Vicepresidente de la Confederación Argentina de Hándbol y ex Presidente de la Federación de Hándbol.

Los Gladiadores
De esta manera se lo llama al seleccionado nacional de hándbol que hace historia en el deporte, ya desde el 2000 cuando ganó su primer título panamericano en San Pablo, Brasil ante Cuba; luego en 2002 en Buenos Aires la albiceleste consiguió festejar por segunda vez. Ya en 2004 viajó a Chile para levantar por tercera vez, en Santiago, el trofeo panamericano. El seleccionado tuvo que esperar seis años para volver a conseguir el título, nuevamente en Santiago de Chile  en 2010 ante Brasil, luego en Guadalajara los Gladiadores le ganaron nuevamente a Brasil, clasificando a los Juegos Olímpicos de Londres 2012 siendo la primera vez en participar en un juego olímpico. Ya en este año además de participar en Londres se realizó el panamericano en Argentina, en la municipalidad de Almirante Brown donde el seleccionado le ganó de nuevo al seleccionado de Brasil con un gol sobre la hora de penal.

Estos fueron los logros más importantes de los Gladiadores, los argentinos nuevamente demostraron la fortaleza del grupo y la importancia de estar unidos, como ya lo mostró
la Generación Dorada de basquetbol. Este conjunto de soñadores son los máximos referentes del deporte nacional y lograron el respeto y un lugar entre los grandes del hándbol internacional. “Sin duda creo que nos merecemos esto”, dijo Eduardo Gallardo que es el encargado en seleccionar a los jugadores que representan al país.

Inclusión en las escuelas
En 1920, a través de las escuelas católicas, el hándbol entró a la Argentina y a partir de ese momento fue teniendo más y más importancia hasta llegar al lugar en donde se encentra en la actualidad. En las escuelas tantas primarias como secundarias se enseña este deporte, básicamente lo que se busca es inculcar tres ideas principales, que el alumno comprenda los principales elementos del juego, que adquiera paso a paso los hábitos de la práctica deportiva, que aprenda la técnica y los conceptos básicos tácticos.

“El hándbol se practica en las escuelas porque es un deporte que se realiza en equipo, esto permite enseñarle a los chicos a trabajar en grupos y es una forma de educarlos también”, dijo el profesor de educación física Nicolás Díaz, también remarcó que “en las escuelas primarias se practica el mini-hándbol”, remarcando que la diferencia con el hándbol tradicional es que “se intenta que no sea de tanto rose”.

Preparación de un equipo
Como en todo deporte la preparación física es muy importante, y más en el hándbol. “Es un deporte de mucho contacto, en algunos puestos como los extremos hay que tener mucha velocidad y en el juego de pívot mucha fuerza de brazos”, dijo el técnico de hándbol Oscar Gibbons.

Con respecto a la preparación táctica es importante tener conciencia de la técnica de cada jugador, cada uno tendrá su propia característica y función dentro de la cancha. La edad es muy influyente en estas situaciones si hablamos de chicos y adolecentes. Sobre este tema Oscar también aportó su opinión y dijo: “A los chicos menores de 10 años hay que tratar de que se diviertan con la pelota y empiecen a familiarizarse con ella. Entre los 11 y 14 años ya se empieza a hacer hincapié en los pases y la técnica, y a los 15 años en adelante se le da a conocer cómo se va a mover en la cancha en cuanto a la posición”.

“Influye mucho lo psicológico, lo trabajo bastante en la semana y es una de las cosas más importante porque por ejemplo una arquera que ataja 3 pelotas va a tener el ánimo al máximo y una defensa que le tiene miedo le van a entrar de todos lados”, contaba Gibbons con respecto a su trabajo como entrenador.

Hay que tener en cuenta las lesiones también, porque a pesar de ser un deporte que requiere mucha exigencia en las extremidades superiores, la mayoría de las lesiones son en las extremidades inferiores ya que los jugadores deben hacer
cambios de dirección continuos, saltos y fintas, así como el contacto físico importante entre jugadores, todas estas exigencias físicas generan lesiones es por eso que “se trata de fortalecer todos los músculos del hombro para que los tendones no sufran mucha carga de esfuerzo” comentaba el preparador físico Sebastián Calderero. 



Última actualización el Viernes, 11 de Abril de 2014 21:49
 

News Flash

4 Apps para adolescentes que necesitan ser monitoreadas por los padres
1 De acuerdo a un reciente estudio, el 58% de todos los adolescentes entre 12 y 17 años descargan apps a sus teléfonos móviles.

Fuente: http://tecnomagazine.net/

 

Leer más...


Banner
Banner
Banner

Cursos Talleres